Cordales

Las terceras molares, también conocidas como cordales, son los últimos dientes que brotan o erupcionan en la boca. Esto ocurre generalmente entre los 17 y 25 años.

Por ser las últimas piezas en erupcionar, frecuentemente quedan “atrapadas” dentro del hueso y no tienen espacio para acomodarse dentro del arco dental. Esto aumenta la posibilidad de que ocurran infecciones importantes alrededor de estas piezas y caries en las piezas vecinas.

En casos donde se ha perdido una o varias piezas dentales, una de las soluciones consideradas como más apropiadas para el reemplazo de las mismas son los implantes dentales.

Tratamiento de Implantes dentales

Se recomienda eliminar las cordales antes de que ocurran complicaciones, pero entre más pase el tiempo las circunstancias pueden ser más dolorosas y se vuelven más difíciles de tratar. Por esta razón, se recomienda extraerlos en edad temprana o adultos jóvenes. En la medida en la que el paciente es mayor se torna más difícil su extracción o remoción y hay mayores complicaciones están asociadas, ya que conforme una tercera molar se desarrolla sus raíces se hacen más largas y el hueso que lo rodea se hace más denso o duro.


Antes de realizar la extracción o cirugía para removerlas, el odontólogo general o el cirujano maxilofacial indican la realización de una radiografía panorámica para poder analizar cuidadosamente la posición de la pieza dental respecto a estructuras anatómicas cercanas y así evitar complicaciones o daños durante el procedimiento. También esta radiografía ayudará a determinar si las cuatro terceras molares (dos arriba y dos abajo) están presentes, ya que actualmente es común que no todas se desarrollen o que estén ausentes del todo.

Cordales - Sonrisas para todos